noticias recientes

Partió la demolición de casas ruinosas en Valparaíso

La Alcaldía Ciudadana estudió el catastro de los inmuebles con decreto de demolición, priorizando los 10 más críticos de los cerros y el plan,? para la primera etapa que alcanza un monto de inversión de $250 millones.

 

Ya no podían seguir en ruinas y a punto de desplomarse. Y es que las propiedades en mal estado en Valparaíso son muchas, tanto así que el listado alcanza las 700.   


Y no sólo en los cerros, también en el plan hay inmuebles que son un peligro para los vecinos y transeúntes. Como no pueden seguir en lista de espera, la Alcaldía Ciudadana priorizó los 10 inmuebles más críticos y dio el vamos a la primera etapa de demolición.

 

De acuerdo a lo informado por Patricio Cáceres, encargado del Departamento de Asistencia Técnica (DAT), “en esta primera etapa se han seleccionado 10 propiedades, que son las que tienen el mayor peligro para el tránsito de los vecinos y se va a trabajar en ellas durante el 2017. Y partimos con un ícono, un inmueble de gran magnitud ubicado en el cerro Monjas. Allí los vecinos estaban muy temerosos por el inminente derrumbe de esta propiedad, habían sido múltiples las demandas, puesto que desde el año 2010 que tiene decreto de demolición y recién hace un par de semanas comenzamos las obras”.

 

AHORRO MUNICIPAL

 

Por el inmueble del cerro Monjas, las cotizaciones de demolición alcanzaban los $35 millones. Pero se logró rebajar a $7 millones, ya que la municipalidad se hará cargo del retiro de escombros y del cierre perimetral del lugar. Así que la empresa de demolición solamente va a incurrir en el desarme del inmueble.

 

Con eso, se logró una rebaja sustancial de cerca del 80% del valor de la demolición.  Lo que permitió contar con el presupuesto, cercano a los $250 millones, para proceder con la demolición de los 10 primeros inmuebles, este 2017.

 

PROCEDIMIENTO

 

Para demoler una propiedad, el municipio de Valparaíso debe emitir un decreto de demolición, posteriormente, se hace un llamado al propietario para que realice el trabajo, y si éste no responde en un plazo de 30 días, se decreta la demolición total, de la cual se debe hacer cargo la municipalidad.

 

“De ahí el municipio hace un proceso de licitación o un trato directo, pidiendo algunos oferentes, se toman en cuenta las cotizaciones. Posteriormente, se demuele, se deja el terreno limpio y cerrado, para que seguidamente, el municipio ubique al propietario y haga el cobro respectivo por todos los gastos que se incurrió”, explicó Cáceres.

 

Entonces, si el propietario no responde o no se ubica, se inicia un proceso judicial; una demanda para la restitución de los recursos al municipio. Esto deriva finalmente en un remate judicial, con el cual se pagan los costos de la demolición. Los gastos judiciales y el resto se entregan al propietario.     

 

PRÓXIMAS DEMOLICIONES

 

En el listado figuran propiedades en estado crítico y con inminente peligro de derrumbe, tales como, el inmueble ubicado en la calle Yungay #2216, otro en Uruguay con Colón, en el plan de la ciudad.

 

En el plan, se trabajará en la demolición del inmueble de Quebrada Verde, Playa Ancha y también en las calles Santa Justina y Vega en el cerro Barón.

 

Miércoles 16 de agosto de 2017